Desastre de Courrières

A pesar de ser sábado, en esa época no había descanso semanal, el 10 de Marzo de 1906 los cerca de 1800 trabajadores de la Compañía de minas de hulla de Courrières descendieron en las jaulas a decenas de metros de profundidad para ocupar su puesto de trabajo.

El complejo minero se encontraba situado en varias poblaciones: Billy-Montigny, Nouvelle-sous-Lens, Mericurt y Saullaumines en el departamento del Paso de Calais. En sus inicios los pozos de cada una de las explotaciones eran independientes pero se decidió comunicarlos para que en caso de inundación pudieran ser drenados más fácilmente, esta decisión traería consecuencias.

Foso Nº2 en Billy- Montigny.

Eran algo más de las seis y media de la mañana, los trabajadores que trabajaban a mas profundidad ya ocupaban sus puestos y solo unos pocos aun descendían en las jaulas, cuando una fuerte explosión hizo retumbar las galerías del complejo minero.

La explosión fue seguida de una lengua de fuego, fruto de la deflagración del polvo de carbón, que recorrió los 110 kilómetros de galerías haciendo que algunas jaulas saliesen proyectadas con violencia provocando daños estructurales.

A consecuencia de la explosión y la combustión del polvo de carbón las galerías se fueron llenando de gases tóxicos.

Se dio aviso al directo de la explotación y a las autoridades comenzando de inmediato las operaciones de rescate. 

Las expectativas no eran muy halagüeñas, uno de los pozos había quedado inutilizado y en otros debido a los gases y derrumbes  las jaulas con los equipos de rescate no podían descender de determinado nivel.

Estado en el que quedo uno de los fosos. (Wikipedia)

El numero de rescatados con vida no era muy alto y las acciones de la compañía no ayudaban mucho como fue la decisión de continuar con los trabajos de explotación mientras el fuego y los gases se iban acumulando en las galerías.

Para contener el fuego la compañía decidió levantar muros para extinguirlo sin preocuparse si quedaban trabajadores en la zona y en lugar de facilitar la labor de miembros de los equipos de rescate introduciendo aire fresco en las galerías decidieron invertir el sentido de los ventiladores para extraer el humo. Equipos de rescate de otras minas e incluso de otras partes del país fueron llegando a la zona a ayudar en todo lo posible, hasta de Alemania llego un equipo de rescate pertrechado con modernas mascaras de oxigeno.

Llegada del equipo de rescate alemán. (Wikimedia)

Pero su sorpresa fue mayúscula cuando les comunicaron a su llegada que las labores de rescate se habían dado por finalizadas por parte de la compañía tan solo tres días después de suceder la catástrofe alegando que era imposible que quedasen supervivientes.

El 13 de Marzo se celebraron los funerales de los fallecidos y desaparecidos en el desastre, 1099 víctimas a las que había de añadir a los 16 rescatadores que perdieron la vida durante las labores de salvamento, solo consiguieron salvarse 576 mineros.

Funerales de la víctimas del desastre minero. (Wikimedia)

Los directivos de la empresa se vieron obligados a abandonar los funerales ante la ira de mineros y familiares que los acusaban de ser los culpables de la catástrofe al no facilitar los medios de seguridad y anteponer los beneficios de la empresa a las vidas de los mineros.

Al día siguiente los trabajadores se negaron a bajar a los pozos hasta que no se mejorasen las condiciones de trabajo. Esta decisión fue secundada por los mineros de las explotaciones cercanas ante el temor de que lo sucedido en Courrières se repitiese en sus lugares de trabajo.

En los días sucesivos miles de mineros estaban en huelga.

Mineros en huelga. (Wikimedia)

Ante el cariz que estaban tomando las cosas el ministro de interior galo, George Clemenceau, decide mandar a la zona 30000 efectivos para contener a los huelguistas produciéndose cientos de detenciones y caldeando más el ambiente.

La opinión pública se pone del lado de los mineros y comienza a preguntarse si no ha sido prematura la decisión de dar por concluidas las operaciones de rescate tras tres días.

La ira de los mineros aumenta cuando el 30 de Marzo, 20 días después del desastre, un equipo de rescatadores encuentra un grupo de 13 hombres en la oscuridad. Habían conseguido sobrevivir alimentándose de la comida de mineros fallecidos, de la avena para alimentar a los caballos, llegando a sacrificar uno de ellos para no perecer de inanición.

Foto de los mineros rescatados junto a uno de los médicos. (Wikimedia)

No fueron los únicos, cuatro días después el grupo de rescatadores alemanes ayudados de sus equipos de oxigeno descendieron hasta los 300 metros de profundidad y encontraron vagando en la oscuridad al minero Auguste Berthou, el último superviviente hallado con vida.

Auguste Berthou el ultimo superviviente de la catástrofe. (Wikimedia)

Los ánimos caldeados por la muerte de sus compañeros, la falta de ingresos que hacían que el sufrimiento de las familias aumentase llevo a algunos de los mineros a cometer desmanes como asaltar y saquear propiedades y a enfrentamientos con los militares.

Todo esto llevo a una crisis social y política obligando a la empresa y al estado a indemnizar a las víctimas y familiares para aplacar el enfado de los mineros.

Gracias a la huelga, a parte de las mejoras salariales, se consiguió recuperar el día de descanso, la creación de grupos de rescate profesionales y la prohibición de utilizar lámparas sin protección de llama para evitar explosiones.

El número oficial de víctimas fue de 1099 de edades comprendidas entre los 13 y los 56 años aunque se estima que fueron más por la costumbre de emplear trabajadores irregulares en este tipo de explotaciones.

Hasta la fecha de hoy esta catástrofe minera ostenta el triste record de victimas en Europa  y el segundo en el mundo tras el sucedido en China en 1942.

Esperemos que no vuelvan a suceder.

Bibliografía

Catástrofe de Courrières – Wikipedia, la enciclopedia libre

Desastre de Courrières – Wikipedia, la enciclopedia libre

Por nosoyhistoriador

Soy un simple aficionado que intenta acercar la Historia mientras sigue aprendiendo de ella.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar
A %d blogueros les gusta esto: