Vikingos en Irlanda V

En nuestra anterior entrada habíamos dejado al reino de Dublín cómo reino vasallo del gran rey Máel Sechnaill de Meath y en manos de Jarnkné rodilla de hierro.

La situación de los vikingos había cambiado, ya no podían saquear a sus anchas por la isla así sus correrías se trasladaron al otro lado del mar de Irlanda, a Gales.

Mientras todo esto iba sucediendo un pequeño reino, el Dál Cais, comenzaba su ascenso en la isla. Bajo el reinado de Mathgamain conquisto y saqueo el reino de Limerick en manos de Ivar, pasando a cuchillo a todo aquel que no fuese apto para el mercado de esclavos.

Poco tiempo después el rey de los Dál Cais se hizo con el control  de la fortaleza del reino supremo de Munster, Cashel. No disfruto  mucho de su victoria ya que el anterior morador de la fortaleza lo asesino.

Le sucedió en el trono su hermano Brian Boru que inmediatamente emprendió una campaña contra los vikingos de Limerick. Estos dirigidos por Ivar se habían asentado en una isla desde donde lanzaban sus expediciones, Boru sabedor de las estrategias nórdicas comando una flota hasta el lugar sorprendiendo y eliminando a Ivar.

El hijo de Ivar, Harald en alianza con Donnubán de Uí Fidgente intento hacer frente a Boru y su ejército pero fue inútil, cayendo ambos en la batalla. Este fue el fin de los vikingos en Limerick. Tras Limerick fueron sucumbiendo los vikingos de Cork, Wexford y Waterford pasando a convertirse en vasallos del rey irlandés.

La ambición de Brian Boru era insaciable y puso sus ojos en los reinos cercanos, incluido el reino de Dublín vasallo de Sechnaill. Este para evitar la confrontación directa con Boru  decidió reconocerle como rey supremo del sur de la isla incluido Dublín.

Grabado del siglo XIX de Brian Boru

Dublín desde el año 989 estaba gobernada, con el permiso de Secnaill claro está, por Sihtric Barba de seda hijo de Olaf Cuarán. A Sihtric no le hizo ninguna gracia el cambio de vasallaje e inmediatamente se rebeló contra Boru.  El irlandés derroto al vikingo y a sus aliados en la batalla de Glen Mama en el 999.

Inesperadamente Boru perdono la vida de Sihtric e incluso le mantuvo al frente del reino de Dublín, a cambio este  debería proporcionarle tropas y barcos para sus campañas. Para certificar lo pactado el irlandés se caso con la madre de Sihtric. El nórdico cumplió con el trato y ayudo a Boru a conseguir la ansiada corona suprema de Máel Schenaill.

Moneda acuñada durante el reinado de Sihtric

Pero Sihtric ansiaba recuperar la independencia de su reino así que recupero su fallida a lianza con Máel Morda de Lienster y convoco a los vikingos de las Orcadas y  de la isla de Mann. Boruc por su parte reunió un ejército formado por sus reyes tributarios y por un contingente vikingo cerca de Dublín en Clontarf.

El 23 de abril del año 1014 tuvo lugar la batalla en la que ninguno de los dos líderes estuvo presente, Boru por edad le habían recomendado dejar la batalla en manos de su hijo y Sihtric había decidido aguardar dentro de los muros de Dublín junto a un pequeño destacamento y dejo el liderazgo de su ejército a cargo del Jarl Sigurd de las Orcadas. La batalla, de gran crudeza, se decanto del lado irlandés pereciendo en ella los comandantes de ambos ejércitos.

 Los vikingos emprendieron la huida hacia sus barcos anclados en la bahía de Dublín pero muchos perecieron tratando de alcanzarlos a causa del cansancio de la batalla y del peso de sus armaduras.

 En esos momentos un grupo de vikingos al ver que no tenían salida decidieron dar media vuelta y hacer frente a lo que les viniese. Sorprendentemente lograron alcanzar el campamento irlandés y en el encontraron a Boru que se hallaba rezando en su tienda. Los nórdicos no dejaron pasar esta oportunidad y mataron a Boru para luego ser descubiertos por la guardia irlandesa corriendo la misma suerte.

Grabado sobre la muerte de Brian Boru

Sihtric se las prometía felices después de enterarse de la muerte de Boru y de su sucesor pero la realidad le golpeo de nuevo cuando Máel Sechnaill se hizo con la corona suprema, todo había sido en vano y se volvía a encontrar como al principio, rindiendo vasallaje.

Dublín seguía siendo un puerto prospero y a cuento de ello deseable por los demás territorios como paso en el 1033 cuando un rey ostmen de la Hébridas conquisto la ciudad y obligo a Sihtric a exiliarse donde falleció en el 1042.

En el año 1052 Dublín paso a formar parte del reino de Leinster y durante el siglo siguiente fue cambiando de manos formando parte tanto de reinos irlandeses como de reinos nórdicos como el de Mann y hasta formando parte de Noruega.

La vida durante ese tiempo continuo para la población de la isla y como paso en la Inglaterra de la época la población nórdica se integro con la irlandesa dando lugar a una nueva clasificación en los habitantes de la isla, los ostmen o hombres del este.

Llegamos al año 1167 cuando el rey de Leinster en el exilio decide recuperar su reino y para ello recluta en ejército de anglonormandos en Inglaterra.  Dos años después Diarmairt recibe refuerzos en Lienster y se hace con el control del asentamiento de Wexford. En 1170 el conde de Pembroke junto con una mesnada de 200 caballeros y 1000 arqueros llego a la isla en apoyo de Diarmairt logrando hacerse ambos con la ciudad de Waterford.

Ese mismo año cayó Dublín bajo sus espadas haciendo que su rey ostmen huyera a las Orcadas desde donde recluto un contingente de hombres para tratar de recuperar la ciudad. Asculfo  Ragnaldsson, que así se llamaba el depuesto rey, regresó en 1171 al frente de una flota pero fue apresado cuando intentaba asaltar Dublín.  Cuando sus captores meditaban la cuantía del rescate que deberían pedir Asculfo, altanero él, les advirtió que volvería con un ejército muchísimo mayor. Ante esta advertencia los anglonormandos no lo dudaron y para evitar males mayores en el futuro ejecutaron al último rey nórdico de Dublín.

Firma de Asculfo

Tras una batalla naval en 1173 el último de los enclaves ostmen en la isla, Cork claudico ante los anglonormandos poniendo así fin a la presencia nórdica en Irlanda.

De esta manera terminamos con esta serie de entradas sobre la presencia vikinga en Irlanda, espero que os haya gustado.

Bibliografía

Halpin, Andrew. «https://www.despertaferro-ediciones.com/.» 9 de Abril de 2020. 2 de Mayo de 2020 <https://www.despertaferro-ediciones.com/2020/los-vikingos-en-irlanda/&gt;.

Haywood, Jhon. «Los hombres del Norte: La saga vikinga (793-1241).» Haywood, Jhon. Los hombres del Norte: La saga vikinga (793-1241). Editorial Ariel, 2016. 520.

Velasco, Manuel. Breve historia de los vikingos. Madrid: Ediciones Nowtilus, 2012.

Por nosoyhistoriador

Soy un simple aficionado que intenta acercar la Historia mientras sigue aprendiendo de ella.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar
A %d blogueros les gusta esto: